martes, febrero 17, 2009

Dis, quand reviendras-tu?


CARTA A DOLORS

Me cuesta imaginarte ausente para siempre.
Tantos recuerdos de ti se me acumulan
que ni dejan espacio a la tristeza
y te vivo intensamente sin tenerte.
No quiero hablarte con melancólica voz,
tu muerte no me quema las entrañas,
no me angustia ni me alza el gozo de vivir.
Me duele saber que no podremos partirnos el pan
nunca más, ni hacernos compañía.
Pero de este dolor saco la fuerza
para recordarte y escribir estas palabras.
Más tenaz que nunca me esfuerzo en crecer
sabiendo que tú creces conmigo: proyectos,
ilusiones, deseos, cogen vuelo
por ti y contigo, por muy distantes que te sean;
y contigo y por ti sueño que los cumplo.
Te me haces presente en las pequeñas cosas
y es en ellas que te pienso y te evoco,
seguro como nunca de que la única esperanza
de sobrevivir es amar con la fuerza suficiente
para convertir en vida todo lo que hacemos
y aumentar la esperanza y la belleza.
Tú ya no estás y florecerán las rosas,
madurarán los trigos y el viento tal vez
desvelará secretas melodías.
Tú ya no estás y el tiempo ahora transcurre
entre el recuerdo de ti, que me acompaña,
y aquel esfuerzo, que bien conoces,
de resistir cuando nada nos es propicio.
Desde estas palabras muy tiernamente te pienso,
mientras declina la tarde suavemente.
Todos los colores proclaman vida nueva
y yo la vivo y en ti se me presenta
sorprendentemente vibrante y armoniosa.
No volverás nunca, pero perduras
en las cosas y en mí de tal manera
que me cuesta imaginarte ausente para siempre.



Miquel Martí i Pol (Del Llibre d'ausències. Trad. Marta López Vilar)



Imagen: "L'apparition", de Marc Chagall


7 comentarios:

Graça Pires dijo...

Um poema fantástico, comovente.
A vida a continuar, alheia à dor da ausência. O tempo fazendo o enredo dos dias, indiferente à memória dos afectos.
"No volverás nunca, pero perduras
en las cosas y en mí de tal manera
que me cuesta imaginarte ausente para siempre". Belíssimo!
Um beijo.

viernes dijo...

porque también hace falta reconstruir el vacío...
un beso

Raticulina dijo...

Uno de mis poetas catalanes preferidos. Toda su obra la siento o la he sentido en algún momento próxima a mi sentir.
Aprovecho el comentario para decirte que te hago entrega a ti y a 14 blogs más que sigo, el Premio de Oro que corre por Internet.

Tu blog es impecable.Poesía pura.

Un saludo

Anónimo dijo...

Querida Nuestra
Querida Palabra
no dejes que el silencio te calle
necesitamos oírte, hablarte
no dejes que el olvido te olvide
necesitamos recordarte, acordarnos
no dejes que la tristeza te borre
la sonrisa que con tantas palabras compartes con nosotros humildes silencios que te escuchan
Palabra querida
Palabra nuestra
Vuelva

Aïcha AKNAZZAY

ana dijo...

espero que estés bien, marti.

Albardán dijo...

Pasé por casualidad. Volveré con intención. Un agradable descubrimiento en el mundo de los blogs.
Gracias por compartir y hacernos disfrutar.

Anónimo dijo...

lo que yo queria, gracias